Saltar al contenido

PRI en contra del préstamo aprobado por cabildo: “velaremos por los recursos de los meridanos”

 

Tras la sesión de cabildo en la que se aprobó el acta que se enviara al congreso, donde se estipula la aprobación por mayoría calificada de votos la solicitud de préstamos por 350 millones de pesos, regidores de la bancada del Partido Revolucionario Institucional (PRI), emitieron un comunicado en el que reiteraron estar en contra de dicha aprobación, pues consideran que el ayuntamiento panista encabezado por Renán Barrera Concha, ha adquirido deudas que no se han podido solventar, razón por la que solicitan el empréstito.

Según detallan: de acuerdo a los análisis presentados por el gobierno municipal en la solicitud del préstamo, refieren que el Ayuntamiento deberá pagar durante 15 años, $334.2 millones de pesos en intereses, adicional al monto de capital por los 350 millones de pesos autorizados; que hacen un total de $684.2 millones de pesos, impactando a largo plazo el endeudamiento del gobierno municipal y a los meridanos.

Externando que desde el inicio de la gestión las y los regidores del pri, han monitoreado el ejercicio del gasto mes a mes y pugnado por aumentar la inversión pública para la construcción, rehabilitación y modernización de mucho del equipamiento urbano de la ciudad, dado que con cifras del año
2021, solamente se invirtió en obra pública del dominio público el 5.7% del total delos egresos del Ayuntamiento, incluso más bajo que el ejercicio del 2020 -aún, cuando la pandemia tenía sus peores efectos- con un 6.5% de los egresos anuales.

Declararon también, que si el ayuntamiento puede pagar en un año de ejercicio, 362 millones de pesos en publicidad y servicios técnicos y de honorarios, con recursos propios y sin solicitar préstamo, ¿por qué no pagar de la misma manera la inversión en obra pública por 350 millones de pesos para beneficio de los ciudadanos de Mérida sin recurrir a un préstamo?.
Pues, al parecer existe una deuda que consta en el pago de $588 millones de pesos por la determinación judicial del pago del adeudo de luminarias y de la cual, aún no se resuelve la petición del ayuntamiento de pagos mensuales por 20 años para su liquidación.
Esto haría, que con los $588 millones del adeudo de luminarias el empréstito aprobado con intereses, represente un adeudo con compromisos de pago contraídos por el Ayuntamiento a largo plazo por
más de mil 200 millones de pesos, durante un plazo que abarcaría las próximas cinco administraciones municipales.
Finalmente, aseguraron que las mismas empresas calificadoras que evalúan la calidad crediticia del gobierno municipal mencionan, que el pago de luminarias puede representar un riesgo crediticio para el ayuntamiento.
Por lo anterior, la fracción del PRI en el cabildo de Mérida, voto en contra de la adquisición
del préstamo, ante la responsabilidad de velar por los recursos de los meridanos.