Descubren un gran asentamiento romano en las obras de un ferrocarril de alta velocidad en Inglaterra

Hace un par de meses, los arqueólogos que trabajan en el proyecto HS2, el ferrocarril de alta velocidad que formará la columna vertebral de la red de transporte inglesa y que conectará pueblos y ciudades en el sur, las Midlands y el norte, encontraron un  conjunto excepcional de culturas romanas bajo una iglesia medieval abandonada en Stoke Mandeville, al noroeste de Londres.

Ahora, el mismo equipo ha desvelado el descubrimiento más importante del proyecto hasta la fecha: un asentamiento comercial romano cerca de un pequeño pueblo al sur de Northamptonshire Este hallazgo arqueológico, que ha sido excavado durante los últimos 12 meses, no fue exactamente una sorpresa, ya que según fuentes del equipo de MOLA Headland Infrastructure, el consorcio que une a dos de las empresas arqueológicas más grandes del Reino Unido.