Saltar al contenido

Comediantes opinan acerca de la cancelación de Platanito

El comediante Memo Ríos dio su opinión acerca de la controversia que ha generado un chiste que hizo Sergio Verduzco, también conocido como ‘Platanito‘, quien durante un show fue grabado mientras usaba como recurso cómico un feminicidio mediático que sucedió en México en abril, el de Debanhi Escobar

La joven originaria de Monterrey fue encontrada muerta en la cisterna de un hotel después de varios días desaparecida. Tanto los espectadores del show de ‘Platanito’ como los usuarios en redes sociales, donde el video se hizo viral, consideraron insensible e irresponsable de parte del comediante hacer este tipo de chistes. 

Ayer Verduzco explicó que, el tipo de humor negro al que suele recurrir puede ofender a muchas personas, pero que él también está indignado con la situación crítica de feminicidios que atraviesa el país. Ahora Ríos, de 76 años, quien lleva cuatro décadas en la misma industria, señaló el hecho como una falta de ética. 

“Todo depende de la ética personal de cada comediante, por lo que respecta a mí siempre es respetar. Hay una línea que no debemos nunca cruzar y se llama respeto, eso no es humor negro, eso es otra cosa”, señaló Ríos en entrevista con EL UNIVERSAL.

El cómico que ha ganado fama a lo largo de los años con su comedia blanca dice que respeta a todos sus colegas por igual porque reconoce que la labor de hacer reír al público es ardua, sin embargo también destaca que en los últimos años los recursos tanto de la comedia como de otros medios de entretenimiento están siendo poco respetuosos con el público, algo que antes no sucedía. 

“El humor negro era muy diferente, por ejemplo hacer mofa de cosas sociales, hacíamos mofa de la muerte desde el punto de vista de la tradición de día de muertos, que los mexicanos siempre hemos respetado, pero ahora todo se está degradando, tanto de música, que tenemos reggaeton y en todo se refleja la degradación de educación en este país y yo no me espanto porque sigo estando vigente y a la gente le sigue gustando la comedia blanca”, dijo. 

Los padres de Debanhi Escobar sentenciaron el acto de ‘Platanito’ como una falta de respeto y empatía durante un video en el que también anunciaron que procederán legalmente contra él porque ya en una ocasión anterior (2015) se burló de la tragedia en una guardería, donde fallecieron 49 menores de edad debido a un incendio. 

Aunque Memo Ríos deja claro que,  no le gustaría que nada malo le pase a ‘Platanito’, a quien no tiene el gusto de conocer, sí es importante que se llame la atención sobre estos casos para evitar que vuelvan a suceder porque afectan a la sociedad. 

La fórmula es nunca tocar temas de religión y de asesinatos. Es imposible creer que todavía podemos hacer un chiste acerca de la muerte de un ser humano, para mí es muy triste que alguien se atreva a hacer mofa de un ser que se perdió y que además para los familiares es una noticia terrible. Nunca podría burlarme de alguien que muere, sea quien sea”. 

“Una disculpa a los parientes de la niña sería muy conveniente, pero que fuera de corazón no forzada”. 

Quien también dio su opinión al respecto es el actor Carlos Rangel, quien ha participado en programas de televisión como Desde Gayola (2003 – 2008), Nocturninos (2008 – 2011) y en radio en Dispara, Margot, dispara, donde la sátira, el humor negro y la crítica social son elementos fundamentales de su contenido.

“Es una línea muy delgada donde jugamos los comediantes y más si nos dedicamos al humor negro. Yo respeto mucho el trabajo no sólo de Platanito, sino de todos mis compañeros comediantes, sin embargo tiene que haber un sentido común y lógico, y entender que hay temas sensibles que no se pueden tocar tan fácil, Podría pasarte una vez que la riegues ¿Pero dos? Tendríamos que aprender de nuestros errores”, expresó Carlos Rangel, quien es conocido por su personaje de Manigüis.

Pero hay otros comediantes que prefieren mantenerse al margen del tema, como Radamés de Jesús, que al ser cuestionado respecto a este tema simplemente contestó: “yo no me meto en eso”.