¿No recuerdas tus contraseñas nuevas? Te explicamos por qué

Según un estudio, cierta información ‘importante’ es bloqueada por el cerebro casi de manera automática, haciendo imposible recordar contraseñas nuevas.

Recordar contraseñas nuevas puede ser una pesadilla. Tan solo basta con hacer la búsqueda apropiada en Google para encontrar millones de páginas que intentan ayudar a usuarios desesperados por entrar a una cuenta con una clave que olvidó por completo.

Aunque muchos decidan culparse por ello, ignorar datos tan importantes puede obedecer a una conducta del cerebro completamente normal. Al menos así quedó marcado en un estudio de laUniversidad de Zhejiang en China, donde se realizaron una serie de experimentos para explicar la facilidad con la que las personas olvidan cosas que no deberían olvidar.

¿Por qué es tan difícil recordar las contraseñas nuevas?

Según se lee en el estudio publicado por la revista Science Advances, el cerebro activa inconscientemente una serie de mecanismos que bloquean la permanencia de información ‘importante’en la memoria de trabajo de las personas casi en automático.

Los expertos incluso aseguran que el cerebro puede ser tan selectivo que a veces le resultará más fácil recordar lo que se pidió ignorar deliberadamente que los datos necesarios para llevar a cabo procesos básicos como entrar a un correo electrónico.

Para llegar a esta conclusión, los analistas chinos realizaron seis experimentos fáciles que comprobaban la atención de un grupo de voluntarios. En uno de ellos se les pidió revisar ciertas figuras con colores, haciendo énfasis en que necesitaban recordar el color y no la forma de estas.

Durante un test posterior, se descubrió que la mayoría de las personas habían puesto más atención en la forma, que en el color. “Nuestros estudios nos dicen que debemos tener mucho cuidado con la memoria, especialmente con esos detalles e información porque nuestro cerebro es muy, muy selectivo“, aseguró Hui Chen, uno de los autores de la disertación científica.

Gracias a este estudio, los especialistas podrán avanzar con ciertas investigaciones en pacientes con Trastorno de Estrés Postraumático (PTSD). También se podrá analizar la veracidad con la que los testigos de crímenes recuerdan cosas que podrían derivar en una pena a una persona.

Sobre el recordar contraseñas nuevas, los investigadores chinos no ofrecieron certezas. Quizá lo mejor en estos casos sea recurrir a anotarlas en un lugar que solo uno recuerde… si es que puede.