Saltar al contenido

CRECE LA INSEGURIDAD EN CACAHOATAN; PIDEN MAYOR PRESENCIA POLICIACA.

Campesinos de las comunidades, ejidos y barrios del municipio de Cacahoatán se ven afectados por la creciente ola de inseguridad.

Integrante de la Asociación Campesinos Unidos, manifestaron que los ladrones han regresado a las comunidades, ante la falta de vigilancia y operativos de la policía municipal.

“Las necesidades más urgentes es la seguridad, porque los ladrones se han adueñado de las calles y de la tranquilidad de las familias de las comunidades serranas”.  

 René Vázquez Sandoval / Integrante de la Asociación Campesinos Unidos.

Actualmente, en el municipio de Cacahoatán su población viven desprotegidos, puesto que no hay recorridos constantes, principalmente en las comunidades, lo que es aprovechado por la delincuencia.

Además, uno de los compromisos que hizo el alcalde Rafael Inchong con las comunidades es instalar o ampliar la red de alumbrado público, para contrarrestar el índice de asaltos a transeúntes y robo a casa habitación, pero hasta el momento varias comunidades no han sido atendidas.

“La policía municipal está alejada de los ejidos, nos gustaría que den sus recorridos constantes, por ejemplo, en el ejido Aguacatlán que su gente siempre ha sido golpeada por los amantes de los ajeno y nunca se nos hace justica”.

El representante de Campesinos Unidos, enfatizó, que es urgente que los tres niveles de gobierno intervengan y realicen operativos de prevención del delito; ya que la incidencia de robos en el municipio incrementó mucho en estos primeros 2 meses del 2022.

Pidió una reunión de seguridad entre la autoridad local y los representantes de ejidos, para exponer las necesidades y hacer una estrategia que garantice la tranquilidad de las familias cacahoatecas.