Recortan presupuesto sobre protección a los indígenas.

Tapachula, Chiapas.- El reclamo de los pueblos indígenas ante la cerrazón del gobierno federal por atender sus necesidades ha ido aumentando, más aún con el recorte al presupuesto que se ejercerá para el próximo año, de acuerdo a lo que aprobó el poder legislativo hace unos días.

Dentro del área de la Secretaría de Gobernación, hubo un recorte drástico en términos reales, donde la Comisión para el Diálogo con los Pueblos Indígenas, que este año 2021, ejerció un gasto de 14 millones 942 mil 762 pesos, ahora para 2022 se propone un presupuesto de 12 millones 800 mil 348 pesos, una reducción real de 17.1%.

Las comunidades indígenas en todas las regiones de Chiapas continúan sufriendo el rezago y la marginación, por lo que consideran un engaño el discurso que pronuncia el Gobierno en sus tres niveles, en relación al supuesto respeto y rescate de los pueblos originarios.

El integrante del rescate de la lengua indígena Mam, José Castañón Ramírez, consideró que las familias de los pueblos indígenas siguen marginados y discriminados por el Gobierno, debido a que no ha sabido o podido atender sus esquemas de necesidades, que van desde la educación, servicios médicos, caminos, proyectos productivos y desarrollo social.

Lamentó que a través del Instituto Nacional de las Lenguas Indígenas INALI, se han aprobado proyectos de desarrollo y vinculación con los pueblos originarios, sin embargo, esos proyectos se quedan en manos de la gente del Gobierno Estatal o Municipal que desconocen las necesidades de los pueblos indígenas.

Asimismo, argumentó que la lengua Mam ha sobrevivido al paso de los siglos en la región Soconusco, no obstante, el Gobierno, de manera denigrante, los desconoce ya que no fueron considerados en el último censo del INEGI y, en consecuencia, pretende dejarlos fuera de todo proyecto de desarrollo.

Por estas manifestaciones de discriminación, los pueblos indígenas se están organizando para tener una representación política y legítima, que ayude a concretar los proyectos de desarrollo que necesitan, ya que lo que se tiene ahora, son sólo funcionarios y políticos improvisados que no representan nada para ellos.

Puntualizó que aun cuando el Gobierno Federal proclama que la cuarta transformación reconocerá a las comunidades indígenas, lo cierto es que han quedado en palabras, porque en estos 3 años de gobierno, no han encontraron ninguna respuesta a las necesidades de los pueblos originarios.