Samabaj: la atlátida Maya

El buzo guatemalteco Roberto Samayoa tuvo la iniciativa de adentrarse a conocer los misterios de una de las maravillas naturales del mundo en 1996.

Como parte de un pasatiempo, este guatemalteco comenzó su expedición submarina. Entre los principales hallazgos, empezó encontrando varias piezas arqueológicas de cerámica

Estos descubrimientos le permitieron al buzo continuar con su búsqueda. Para ello, inventó una especie de red para recuperar las piezas encontradas y llevarlas a la superficie. Esto con el fin de descifrar el misterio que habitó por un buen tiempo en el lago más bello del mundo.

Roberto Samayoa abrió un pequeño museo para exhibir los piezas que había encontrado. Esto cobró auge y llamó la atención de arqueólogos y expertos locales. Esto motivó al buzo a seguir investigando y encontró varias estructuras sólidas que pudieron haber sido de una ciudad.

 

A pesar de las pruebas y algunas fotografías, entidades no creían que fuera posible la teoría de Roberto. Por el contrario, la arqueóloga Sonia Medrano coincidió en que este hallazgo podría ser una antigua ciudad. Esto debido a que planteó una teoría en la que establece que este lugar pudo haber sido una isla de peregrinación.

Parte de esta creencia se basa en que los mayas llegaban a este lugar para dar ofrendas a sus dioses. Puesto que, por la ubicación de Samabaj, está rodeada de 3 volcanes sagrados —San Pedro, Tolimán y Atitlán—. Inclusive, Medrano cree que esta ciudad puede ser una conexión con los inicios del mundo.

Para definir que existió una ciudad en este lugar, un grupo de personas especializadas se encargó de utilizar un sistema de dragado. Este método se usa para extraer piezas que están en una profundidad marina. No obstante, por un momento esto se vio interrumpido por falta de recursos pero luego se logró encontrar lo siguiente:

  1. La primera parte tiene una base estructural que pudo pertenecer a una habitación y cuyos muros están muy bien esculpidos.
  2. La segunda parte es la que se compone de las ocho estructuras, de las cuales dos conforman un corredor y donde está una estela.
  3. La tercera parte es el espacio más grande de esta ciudad, ya que no solo está fuera del contexto habitacional sino que posee la escalinata.