Saltar al contenido

Concientización, esencial para combatir el cáncer

Impulsado por la Unión Internacional para el Control del Cáncer, desde 2008, el 4 de febrero se conmemora el Día Mundial contra el Cáncer que busca fomentar iniciativas, políticas públicas, conocimiento de la gente y la sociedad sobre este tema, consideró Rocío del Socorro Cárdenas Cardos, académica de la División de Estudios de Posgrado de la Facultad de Medicina.

La Organización Panamericana de la Salud informa que este 2022 el lema de la conmemoración es “Por unos cuidados más justos”, con la invitación general a reforzar el acceso a la prevención, detección temprana y tamizaje.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía en México, entre enero y agosto de 2020, se registraron 683 mil 823 defunciones, de las cuales 9 por ciento se deben a tumores malignos, mientras que en 2019, se registraron 747 mil 784 muertes, de las que 12 por ciento fueron por tumores malignos.

La oncóloga detalló que en el caso de los niños anualmente el Instituto Nacional de Pediatría (INP) recibe alrededor de 150 a 200 casos nuevos de cáncer infantil, pero se calcula que son entre 5 mil y 6 mil pacientes nuevos de cáncer infantil cada año, lo que es un problema importante de salud en México.

El Observatorio Global de Cáncer reporta que en México, en 2020, hubo 195 mil casos de cáncer y para 2040 se esperan 323 mil por diferentes causas; por ejemplo, en el caso de las leucemias se reportaron 6 mil 960 casos y se espera que para 2040 la cifra pueda subir a 9 mil 350; en el caso del de mama, en 2020 se registraron 29 mil 900 casos y para 2040 se esperan 45 mil 300; mientras que en lo que se refiere al de tráquea en 2020 se reportaron 7 mil 590 casos y se espera que para 2040 sean 14 mil 400.

La investigadora destacó que debido a esto es muy importante el diagnóstico temprano, especialmente con los médicos de primer contacto que en el caso de los niños y los adultos el pronóstico es muy diferente.

La experta del Instituto Nacional de Pediatría detalló que en general, en México todavía falta mucho por hacer para mejorar la supervivencia y esto va aunado a factores como mejorar el diagnóstico, la referencia oportuna, contar con la infraestructura para que el tratamiento sea más efectivo, que no es sólo la quimioterapia, sino que tiene que haber un soporte, diagnóstico adecuado, e insumos adecuados para la recuperación de un paciente.