Saltar al contenido

Recortes al presupuesto de Veracruz, aislan y pueden condenar al hambre a más de 3 millones de personas: Lorena Piñón Rivera

Como integrante de la Comisión de Infraestructura de la Cámara de Diputados, la diputada Lorena Piñón Rivera informó que, “de acuerdo a la propuesta de presupuesto de egresos 2023, presentada por el gobierno federal, Veracruz tendrá un recorte en las transferencias económicas para obras de infraestructura, lo que tendrá como consecuencia que las personas que habitan las zonas rurales de la entidad se vean afectadas”.

La legisladora veracruzana aseguró: “esta es una propuesta lamentable, porque la obligación del Estado mexicano es contribuir a incrementar la cobertura de municipios beneficiados mediante la ejecución de obras de edificación e infraestructura, con el propósito de que existan las mejores vías de comunicación para tener conectadas a las comunidades rurales con los centros urbanos y metropolitanos que existen en nuestra geografía.

Conectar a una comunidad con sus cabeceras significa la posibilidad de revertir condiciones de vulnerabilidad provocadas por el aislamiento, además que el presupuesto destinado para el fomento a la agricultura y al desarrollo rural tiene una reducción del 39.61%”.

La también vicecoordinadora del Grupo Parlamentario del PRI, refirió: “en nuestro territorio tenemos 19500 localidades rurales en donde viven el 40% de los veracruzanos, por ello es reprobable que Veracruz no se encuentra contemplado en los proyectos de construcción de carreteras y caminos rurales en el 2023”.

Para finalizar, expuso que: “en el campo se encuentran los veracruzanos con mayores condiciones de pobreza, por lo que el hecho de que no aparezca un monto designado para el programa de abasto rural manejado por DICONSA, va a significar hambre para niños, adultos mayores y mujeres embarazadas o en etapa de lactancia. Es necesario que el presupuesto determinado por el gobierno federal sea modificado porque en las condiciones actuales, se condena al aislamiento y al hambre a más de 3 millones de veracruzanos”.