Saltar al contenido

FGR involucra a García Harfuch en caso Ayotzinapa

La Fiscalía General de la República (FGR) involucró a Omar García Harfuch, actual jefe de la policía capitalina, de haber participado en un “cónclave” en el que Jesús Murillo Karam, junto con otros 18 exfuncionarios federales y estatales de crear el entramado de la “verdad histórica” por el caso Ayotzinapan.

Lo anterior durante la audiencia inicial de Jesús Murillo Karam, en donde la fiscal Lidia Bustamante, expuso que Murillo Karam habría organizado la reunión para fraguar la ‘verdad histórica’ que apuntó que los 43 estudiantes desaparecidos habían sido incinerados en el basurero de Cocula, en el estado de Guerrero.

La reunión supuestamente se realizó el 7 de octubre de 2014, en Iguala, y habrían participado 18 exfuncionarios, entre ellos, el exgobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero, y el actual secretario de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, en ese entonces delegado de la extinta Policía Federal en Guerrero.

Otros asistentes a la reunión fueron Tomás Zerón, titular de la Agencia Federal de Investigación, hoy prófugo del Gobierno mexicano, en Israel; y Gualberto Ramírez Gutiérrez, ex fiscal especializado en delitos de secuestro.

La Fiscalía General de la República estaría acusando a Jesús Murillo Karam de “utilizar la fuerza del Estado” para fabricar la ‘Verdad Histórica’ del Caso Ayotzinapa.

En la investigación, hay otras 83 órdenes de aprehensión que podrían determinarse en las próximas horas – 20 de militares y el resto de funcionarios estatales, policías y delincuentes-.

Omar García Harfuch, negó en enero del 2021 estar involucrado con desaparición de los 43 estudiantes

En enero del 2021, Omar García Harfuch, ya como jefe de la policía capitalina, negó señalamientos que lo involucraban en investigación sobre los 43 normalistas desaparecidos, donde un testigo protegido lo acusó de recibir mensualmente 200 mil dólares del cártel Guerreros Unidos.

En ese entonces, el funcionario capitalino, sostuvo en su cuenta de twitter: “Niego categóricamente las declaraciones dolosas hechas contra mi persona por un delincuente, hoy “testigo protegido”, publicadas por @reforma. Mi trayectoria en el combate a la delincuencia organizada en distintos frentes habla por sí misma. No tengo nada que ocultar”.

El periódico Reforma, publicó el 21 de enero: “Juan, un testigo clave en las indagaciones sobre la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, declaró ante la Fiscalía General de la República (FGR) que el actual titular de la seguridad capitalina recibía mensualmente 200 mil dólares del cártel Guerreros Unidos (información de diariosinsecretos.com).