Cita Juez del Reclusorio Norte a Comparecer a Ricardo Anaya

La Fiscalía General de la República (FGR) acusó al ex candidato presidencial del PAN, Ricardo Anaya Cortés, de haber recibido sobornos en el sexenio pasado a partir de 3 declaraciones de Emilio Lozoya, de los 5 testigos aportados por éste (dos de cuales se retractaron), y de la copia del diario de los debates de la sesión de la Cámara de Diputados en la que se aprobó la reforma energética.

Se trata de los mismos testigos y pruebas que se usaron en abril pasado para imputar en la trama delictiva al ex senador del PAN Jorge Luis Lavalle Maury, quien desde esa fecha permanece preso luego de haberse presentado voluntariamente a la audiencia.

Por cierto, cabe mencionar, que “El juez del Reclusorio Norte” que lo encarceló es el mismo que ahora ha citado a Anaya a comparecer.

De no presentarse a dicha audiencia, la FGR podría solicitar una orden de aprehensión y una ficha roja a la Interpol en su contra, lo que lo convertiría en prófugo de la justicia.

El señalamiento inicial en contra de Anaya del PAN lo planteó Emilio Lozoya en su denuncia presentada en agosto de 2020 y que amplió posteriormente en dos declaraciones más rendidas en septiembre y octubre de ese mismo año.

En dichas declaraciones Lozoya explica que entre abril de 2013 y agosto de 2014 se formó una organización delictiva a través de la cual se dispersaron 97 millones 190 mil pesos, provenientes de la constructora Odebrecht, entre legisladores del PAN y el PRI.

En el caso específico de Anaya, Lozoya sostiene que por instrucción de Luis Videgaray se le habrían entregado $6 millones 800 mil en 2014.

El presunto objetivo era que Anaya, quien en ese momento presidía la mesa directiva de la Cámara de Diputados, influyera tanto en su bancada como en el Congreso en general para agilizar la aprobación de la reforma energética.