Saltar al contenido

Niega alcalde de San Miguel de Allende hostigamiento contra comerciantes

Después de que se ofreciera una rueda de prensa en la ciudad zapatera, en donde los comerciantes expresaron su indignación ante el trato que han recibido por parte del alcalde, Mauricio Trejo Pureco, el servidor público respondió. Fue el 30 de mayo, cuando Sandra Granados Guzmán, comerciante ambulante, acompañada de más colegas, declaró que el alcalde les prohibió vender en el primer cuadro de la ciudad, debido a que no abonan a la buena imagen del centro histórico. “Para él somos feas. Somos prietas. Y no le gusta lo que ve en el jardín al vernos”, declaró la ya mencionada.

“Nos manda a la gente del municipio para atosigarnos”, enfatizó Granados, y es que denuncian que de los 17 comerciantes que tenían permiso para permanecer en el centro histórico, ya sólo quedan ocho. Cabe mencionar que estas no son las únicas acusaciones, ya que el sector restaurantero y el de los transportistas, se unió a las quejas. Tal es el caso de los empresarios Martín Carrera, Gerardo Ramírez y del abogado del restaurante La Terraza, Juan Ponciano Hernández Ruiz, así como del representante legal de los consejeros que fueron destituidos del Sapasma.

Por su parte, el alcalde de San Miguel de Allende, respondió por las acusaciones de presunto acoso y hostigamiento, afirmando que quienes acudieron a narrar su experiencia son transgresores. “Al de la Terraza le digo que no nada más es alguien que dañó el patrimonio de un edificio con muchos, muchos años y que es el monumento principal y más significativo de San Miguel de Allende, que ni siquiera ha pedido permiso para su remodelación y aparte está en contra de todas las normas de imagen urbana, ni lo que ruegue, ni lo que ofrezca le van a alcanzar para que nosotros le demos un permiso”, declaró Trejo Pureco, según lo publicado por El Sol del Bajío.

Señaló que es un tema legal y que se actuará conforme a la ley. Aunado a esto, agregó: “A los de los tranvías les digo que no nada más no es la mayoría de los sanmiguelenses que ya no los quieren si no es la movilidad de San Miguel de Allende los que ya no los aguanta, hoy San Miguel de Allende tiene un riesgo grande y es la movilidad y los tranvías y mal llamados tranvías, los turibuses no están por encima del bienestar de la mayoría de los sanmiguelenses ni de las mejoras que tenemos que hacer en esta nueva realidad post pandémica y una de esas es agilizar la movilidad y vialidad”.

Él mismo insistió en que no ha ejercido hostigamiento. “En conclusión no es hostigamiento por parte ni del presidente municipal ni del gobierno que yo represento se llama firmeza en aplicación de la ley y lo vamos a seguir haciendo de aquí hasta el 2024, quien pretenda destruir el patrimonio de la humanidad va a recibir denuncias, civiles, penales o administrativas por parte de nosotros, quien pretenda estar fuera de la ley va a recibir por parte de nosotros una firmeza total y de una vez les mando el mensaje, en esta administración los moches no funcionan, evítense la pena de que les digamos que no, mejor hagan bien las obras”, concluyó el edil.