Captura la FGEG, en Celaya, “A Célula Criminal” que Ejecutaba a Vendedores de Droga Contrarios

 Quedaron a disposición de un Juez, dos hombres y dos mujeres, miembros de un grupo delincuencial con amplia trayectoria delictiva en la zona. Los detenidos realizaban labores de asesinato de las personas que detectaban vendiendo droga de un grupo contrario.

Las cuatro personas se encuentran en la cárcel bajo investigación de la Fiscalía General del Estado, una vez que se obtuvo la vinculación a proceso por el asesinato de un hombre al que privaron de la vida por vender droga para un grupo criminal contrario.

De acuerdo a información proporcionada por la Fiscalía,  Yolanda “N” e Ignacio “N”, recibieron la indicación de “ubicar” al ofendido con el fin de privarlo de la vida.

 En su accionar como parte del grupo delictivo, ambos informaron a ALEJANDRA “N”, RICARDO “N”, y un adolescente de la tarea encomendada, por lo que les proporcionaron armas  cortas y las llaves de un vehículo, para buscar a su víctima.

Con una ruta de escape ya planeada y un punto fijo para el atentado, los acusados acudieron un par de ocasiones a “ensayar” el recorrido por donde llevarían a cabo su cometido. Una vez que ubicaron el domicilio de su víctima, los agresores acordaron que llevarían a cabo su acción criminal el 20 de agosto.

Así fue como Florencio Ulises “N”“El Borre”, de 35 años, fue privado de la vida, acto que activo la intervención de  la Agencia de Investigación Criminal, cuyos elementos adiestrados en el uso de técnicas policiales especializadas, lograron identificar al grupo de sicarios y detenerlos en distintos lugares para ponerlos a disposición de un Juez, solicitando la apertura de una investigación formalizada.

De esta manera Ignacio “N”, Yolanda “N”, Alejandra “N” y Ricardo Antonio “N” se encuentran en la cárcel vinculados a proceso como presuntos responsables de los delitos de homicidio calificado.

A la par de la investigación  que realiza la Fiscalía General del Estado serán llevados a audiencia de juicio oral,  para el deshago de  pruebas de las parte y dictaminar su situación jurídica.