Saltar al contenido

Tres de cada 10 profesionales de ingeniería, tecnología y matemáticas, son mujeres

Con base en datos del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), se estima que tres de cada 10 profesionistas de ingeniería, tecnología y matemáticas, son mujeres. El IMCO llegó a dicha conclusión basándose en la información de universidades y de los lugares de trabajo en el territorio nacional, que contaran con la presencia de mujeres en carreras del STEM (Science, Technology, Engineering and Mathematics), del periodo que comprende del 2012 al 2021. Esto de acuerdo con lo publicado por el portal de noticias, Zona Franca.

A nivel nacional, Coahuila se posicionó con el 28%, como la entidad donde más mujeres se desempeñan en este tipo de carreras y justo debajo están San Luis Potosí y Guanajuato, donde son el 26%. En más datos relevantes, en México se contempla que de 16.4 millones de egresados universitarios que se encuentran activos laboralmente, tan sólo en el 2021 el 55% eran del sexo femenino. Haciendo referencia a la misma cifra, entre el 2012 y 2021,  aumentaron significativamente las profesionistas que se dedican a las carreras ya mencionadas, pasando de 847 mil a un millón 207 mil. La misma fuente, detalla que en Guanajuato se tiene el registro de 313 mil 820 mujeres dentro de las áreas de ingeniería, tecnología y matemáticas.

En contraste a la pasada información, en el país hay cinco entidades con porcentajes mínimos de mujeres que se optaron por estos estudios. Se trata de Nayarit y Quintana Roo con un 11% de mujeres en una carrera STEM, le siguen con un 15% Jalisco, Chiapas y Sinaloa. Estos porcentajes, indican tienen su origen desde la niñez, y expertos detallan que aún hay obstáculos en cuanto a los estereotipos y normas de género, así como en ocasiones la nula orientación vocacional y el ambiente en el que se desarrollan las féminas.

Otra de las preocupantes razones por las cuales en algunos puntos de la República Mexicana, hay poca participación de mujeres en dichas áreas, se debe a la brecha de oportunidades de estudio en instituciones educativas. Se tiene el conocimiento de que en las mismas carreras, en las universidades privadas la presencia de mujeres apenas alcanza un 10%, mientras que en instituciones públicas, es de 27%.