¿CUÁNTO DURAN LOS ANTICUERPOS GENERADOS POR LA COVID-19?

*Los anticuerpos generados por la infección podrían durar mucho más de lo que se pensaba

 

De acuerdo con un estudio publicado por la Universidad de Washington, las personas que han presentado infecciones leves de covid-19 desarrollan células que producen anticuerpos. El estudio fue publicado en la revista Nature el pasado 24 de mayo de 2021, señala que los anticuerpos generados por la infección podrían durar mucho más de lo que se pensaba. 

Según este nuevo estudio, después de recuperarse de un caso leve de covid-19, las personas todavía tienen células inmunes en sus cuerpos, las cuales se encargan de crear anticuerpos contra el virus del SARS-CoV-2. Además, estas células podrían durar de por vida. Por otro lado, además de indicar que las personas que padecieron infecciones leves sí generan anticuerpos, la investigación señala que es poco probable que vuelvan a enfermarse.

Durante la infección, las células inmunes que producen anticuerpos se multiplican rápidamente y circulan en la sangre, incrementando los niveles de anticuerpos. Una vez que el paciente se recupera, la mayoría de estas células mueren y los niveles de anticuerpos en la sangre decaen. Un grupo pequeño de estas células, llamadas células plasmáticas, migran hacia la médula ósea y se quedan ahí, en donde continúan suministrando niveles bajos de anticuerpos a la corriente sanguínea para ayudar al cuerpo a protegerse contra el virus.

La clave para descifrar si la covid-19 conlleva a una protección a largo plazo gracias a los anticuerpos está en la médula ósea. Para determinar si aquellos que se han recuperado de casos leves de covid-19 tienen células plasmáticas de larga duración que producen anticuerpos dirigidos específicamente al SARS-CoV-2, el virus que causa la covid-19, expertos se unieron al proyecto para rastrear los niveles de anticuerpos en muestras de sangre de sobrevivientes de la covid-19.

El equipo de expertos contó con la participación de 77 personas, quienes proporcionaban muestras de sangre cada tres meses. Posteriormente, los investigadores obtuvieron muestras de médula ósea de 18 de los participantes entre 7 y 8 meses después de haber padecido de covid-19. Meses después, cinco pacientes proporcionaron más muestras de médula ósea para el estudio.

Como era de esperarse, los niveles de anticuerpos en la sangre de los participantes disminuyeron rápidamente durante los primeros meses después de la infección y luego se estabilizaron, en su mayoría, con algunos anticuerpos detectados hasta 11 meses después de la infección. Además, 15 de las 19 muestras de médula ósea contenían células productoras de anticuerpos que se dirigían específicamente al virus que causa la covid-19. Estas células aún se podían encontrar cuatro meses después en las cinco personas que regresaron para proporcionar una segunda muestra de médula ósea.