Saltar al contenido

INSEGURIDAD, SERVICIOS BÁSICOS E INFRAESTRUCTURA FRENAN A PYMES: IP  

Los servicios básicos e infraestructura deficientes, la inseguridad y problemas regulatorios son los principales problemas a los que se enfrentan las pequeñas y medianas empresas de nueva creación en el país, de acuerdo con un diagnóstico realizado por la consultoría Ethos, en colaboración con el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) en México.

Javier Treviño, director general del organismo empresarial, señaló en conferencia para presentar los resultados de la encuesta, que existen “siete principales desafíos a los que se enfrentan las y los mexicanos que toman esa decisión de emprender, de abrir, de operar y mantener activo un negocio en nuestro país”.

Detalló que los retos a los que se enfrentan quienes quieren iniciar negocios son problemas regulatorios, la falta de servicios básicos y la infraestructura deficiente; la incertidumbre jurídica, instituciones poco confiables, la inseguridad, la corrupción, y la carga fiscal elevada.

 

“Todos estos obstáculos sin duda hacen que abrir un negocio en México se convierta en una odisea para todos aquellos que desean emprender”, dijo.

Dalia Toledo, directora en temas de anticorrupción de Ethos, señaló que a nivel nacional se halló que los nuevos negocios se enfrentan principalmente a las deficiencias de infraestructura y servicios básicos como el agua, la energía, caminos, entre otros.

La inseguridad también sigue siendo uno de los mayores obstáculos. En ese sentido, Liliana Alvarado, directora general de Ethos, dijo que han encontrado que grupos de delincuencia organizada llega a pedir 50 por ciento de los ingresos de los negocios.

 

El tercer mayor reto, dijo Toledo, es la regulación, es decir, la cantidad de trámites que deben cumplir las empresas para operar, lo cual también incluye costos económicos y de tiempo.