Saltar al contenido

La familia de Diego Verdaguer celebró una misa en su memoria, y depositaron sus cenizas en la Basílica de Guadalupe.

Este domingo se celebró en la Basílica de Guadalupe una misa en memoria de Diego Verdaguer, fallecido el pasado 27 de enero a causa de COVID-19. A la cita acudieron Amanda Miguel y Ana Victoria, esposa e hija del cantante; así como amigos del medio del espectáculo, entre los que se encontraban Gloria Trevi, Maribel Guardia y Julián Figueroa.

En una conferencia de prensa celebrada al finalizar la ceremonia, la intérprete de “Él me mintió” informó que parte de sus cenizas serán depositadas en el ya mencionado recinto, pues durante toda su vida la Virgen de Guadalupe fue muy representativa para él.

“(Una parte) Se quedarán aquí y en Hollywood, era un lugar que amaba. Y aquí por supuesto donde está la Virgen de Guadalupe, a quien veneramos y tenemos en casa, a la entrada y en nuestra recámara, y en todos lados”, declaró la familia. 

La artista aprovechó para externar su profundo dolor, pues aseguró que estaban en su mejor momento como familia, y junto con su hija hizo un llamado al público a aprovechar el tiempo que les queda con sus seres queridos y abrazarlos mucho.

Por su parte, Ana Victoria subrayó que el motivo por el cual no habían hecho pública la enfermedad de su papá, fue porque no se imaginaron el desenlace, y deseaban pasar esa etapa en completa privacidad. Asimismo, expresó que luego de su lamentable partida, la familia ha estado más cercana que nunca, hecho que asegura hubiera hecho muy feliz al Maestro Diego.