MANNY PACQUIAO DEJA EN EL AIRE SU FUTURO

El legendario Manny Pacquiao quiere seguir peleando, pero no está seguro si lo deba seguir haciendo. El filipino, de 42 años, rompió una inactividad de más de 23 meses para enfrentar al cubano Yordenis Ugás, y cayó en una clara decisión unánime.

Pacquiao era claro favorito para vencer a Ugás, quien entró como emergente tras la baja de Errol Spence, quien era el rival original para la noche del sábado en Las Vegas.

Mi corazón me pide que siga peleando. Pero mi cuerpo quizás ya no esté apto para pensar en seguir en boxeando. Es una decisión que tengo que analizar seriamente”, dijo Pacquiao.

Pacquiao no lució mal físicamente, pero la velocidad y el alcance de Ugás le hicieron prácticamente imposible atacar con contundencia al cubano, que en cambio logró entrar muchas veces en el contra golpe.

Ugás es un gran peleador, el vigente campeón, era un error quienes pudieron pensar que era una pelea fácil para mí. Fue muy frustrante no poder entrar, ver que mi velocidad no era suficiente para entrar claramente y que los golpes que llegué a meter estaban lejos de hacerle daño”, mencionó.

En el aire queda una posible revancha contra Floyd Mayweather a finales de este año, rival contra el que perdió hace seis años en un deslucida que contienda, que se mantiene como la más cara de la historia.

Ahora mismo sería difícil decir que es una posibilidad real. Primero tengo que ver si voy a estar listo para poder volver al ring, ver si él también quiere volver y después de eso una negociación seguramente muy larga”, explicó.

Pacquiao tiene intenciones de ser candidato a la presidencia de su natal Filipinas el próximo año. Una gran pelea de retiro pudiera impulsar su candidatura.

No creo que una cosa tenga que ver con otra, aunque en ambas, mi país y el boxeo, son mis dos grandes prioridades”, sentenció